LPEM Noticias

Noticias y Actualidad de Biobío y Ñuble

Actualidad Salud

Seremi de Salud detalla el protocolo de aislamiento en casos de viruela del mono

El Seremi de Salud de la región del Biobío explicó que la alerta sanitaria por Viruela del Mono posibilita la vigilancia de casos, el conteo y seguimiento, junto con una serie de medidas administrativas.

La medida sanitaria, que rige hasta el próximo 30 de septiembre, permite a las autoridades la entrega de facultades extraordinarias para prevenir la propagación del virus.

Según el seremi de Salud Eduardo Barra, «el anuncio se traduce en un refuerzo de la vigilancia, permite la declaración de la enfermedad en forma inmediata, el ingreso a un sistema de sospecha de casos, así como la activación del seguimiento«.

Al mismo tiempo, «nos permite organizar recursos, compras, hacer uso de recintos hospitalarios y residencias sanitarias o disponer personal, de forma ágil para responder oportunamente a una situación de cuidado sanitario», añadió la autoridad sanitaria.

En este escenario, los recintos de salud tanto públicos como privados deberán notificar los casos confirmados, sospechosos y probables a la autoridad sanitaria local, casos que serán corroborados por el Instituto de Salud Pública.

En caso de detectarse casos sospechosos o probables, los establecimientos deberán proceder a la evaluación diagnóstica y su correspondiente aislamiento.

Aislamiento de casos

Según la resolución N°1367 del Seremi de Salud del Biobío, el aislamiento se podrá extender hasta 21 días corridos y contados desde el inicio de la erupción cutánea.

Posteriormente, los contagiados serán derivados a recintos habilitados, tales como el Guillermo Grant Benavente (Concepción), Higueras (Talcahuano), Víctor Ríos Ruiz (Los Ángeles) y el Dr. Rafael Avaria Valenzuela (Curanilahue)

En el caso de los casos sospechosos o probables, el aislamiento se extiende hasta la evaluación diagnóstica, periodo que puede ampliarse si el caso es confirmado.

Tras el aislamiento del caso confirmado, se procede a investigar los «contactos» y se informa su condición dentro de las 24 horas posteriores a la identificación. Luego se realiza el seguimiento para detectar aparición de síntomas durante 21 días desde el último contacto con el contagiado.

Entre los contactos se consideran a personas expuestas a un caso probable o confirmado de viruela del mono en el período infeccioso, tanto por exposición, el contacto físico directo -incluido el contacto sexual- o contacto con materiales contaminados.

Lee también:

DEJA UNA RESPUESTA

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *